lunes, 5 de noviembre de 2012

Quique González - Daiquiri Blues (2009)

Quique González siempre destaca por un aspecto: las buenas letras de sus canciones. Si a ello le sumamos su voz rota y su desidia a la hora de cantar obtenemos una de las cosas que más nos gustan: buena música. Desde que tuvimos oportunidad de conocerle gracias a temas como Es Personal o Hay Partida, no hemos podido evitar seguirle la pista... ¿Quién no recuerda ese dueto con Iván Ferreiro titulado Vidas Cruzadas? Todavía se me eriza la piel cada vez que me detengo a disfrutar de esas letras tan logradas... 

En 2009 veía la luz 'Daiquiri Blues', su octavo disco. Repleto de sentimientos y letras que se clavan como puñales, nos hallamos ante el que podría definirse como el mejor de sus álbumes en casi 15 años de carrera musical. 13 canciones que desnudan el alma de Quique, frases con espíritu propio y con una madurez artística superior... Simplemente, único, inspirado y consistente: una atmósfera cálida rodeando grandes canciones como Daiquiri Blues, ese tema que nos ha acompañado durante el fin de semana... Una letra grande para un artista aún más grande, que nos devuelve imágenes del mismo paraíso si cerramos los ojos. 

¿El tracklist? 

1. Daiquiri blues 
2. Cuando estés en vena 
3. Un arma precisa 
4. Hasta que todo encaje 
5. La luna debajo del brazo 
6.Deslumbrado 
7. Lo voy a derribar 
8. Su día libre 
9. Riesgo y altura 
10. Nadie podrá con nosotros 
11. Restos de stock 
12.1956 
13. Algo me aleja de ti 

Os dejo con el tema de hoy, una canción íntima y cálida, para que nos demos un baño de melancolía...

DAIQUIRI BLUES (DAIQUIRI BLUES - 2009): 

Tiembla la luz en el umbral, resucito con tu latido. 
Cualquier motor, cualquier motivo, 
una pequeña emoción, un viejo amor, 
aquél vestido que nunca te pude comprar. 

Lo habías entendido mal otra vez. 
Creías que podía ser de verdad, 
lo estabas empezando a creer. 

No sé qué voy a hacer contigo. 
Tengo un permiso especial. 
Siempre que estás metida en líos, acaba rozándome. 

Lo habías entendido mal otra vez. 
Creías que podía ser de verdad, 
lo estabas empezando a creer. 

Peluqueras y soldados, 
no hay sitio para los dos, 
mi daikiri blues en la noche del sábado 
para mojarte los labios. 
Mi daikiri blues en la noche del sábado, 
para mojarte los labios...


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario