lunes, 21 de febrero de 2011

Loquillo y Los Trogloditas - Feo, Fuerte y Formal (2001)

En 2009, El Canto del Loco se atrevió a hacer un no demasiado afortunado cover de este tema... Feo, Fuerte y Formal ha constituido, sin lugar a dudas, la sintonía de este fin de semana y, cómo no... ¡Te la dedico! Tras cuatro días sobreviviendo a frases como 'no vine aquí para hacer amigos' o 'mi familia no son gente normal', creo que deberíamos ofrecerle un merecido espacio entre estas líneas, donde, además de nuevos grupos, recordamos éxitos de los de siempre... Loquillo, cantante de rockabilly y rock&roll español, y acompañado por Los Trogloditas hasta mediados de 2007, ha sido capaz de dar vida a temas tan rítmicos y pegadizos como el que hoy os traigo, fruto de un disco homónimo que vio la luz a principios de los 2000.

Loquillo se ha atrevido con múltiples géneros musicales, y siempre será recordado tanto por sus temas en solitario como por aquellos que interpretaba en grupo: Qué hace una Chica como Tú en un Sitio como Éste, Cadillac Solitario, El Ritmo del Garaje o la de hoy, Feo, Fuerte y Formal. Se la echa de menos en los garitos, aunque no en nuestra colección de discos con temas de los noventa que nos hace rememorar buenos tiempos en la mejor compañía... Creo que, a partir de ahora, este tema va a formar parte de mi colección nacional de rock.

Os dejo con Feo, Fuerte y Formal en directo...

FEO, FUERTE Y FORMAL - FEO FUERTE Y FORMAL (2001):

No vine aquí para hacer amigos
pero sabes que siempre puedes contar conmigo.
Dicen de mí que soy un tanto animal,
pero en el fondo soy un sentimental.

Mi familia no son gente normal
de otra época y corte moral.
Resuelven sus problemas de forma natural.
Para qué discutir, si puedes pelear.

Dame una sonrisa de complicidad
y toda tu vida se detendrá.
Nada será lo mismo, nada será igual,
ya sabes...
Feo, fuerte y formal.

En el calor de la noche,
a plena luz del día,
siempre dispuesto para alegrarte el día.
Soy hombre de bien
a carta cabal
y como el DUQUE:
feo, fuerte y formal.

Mi fama me precederá
hasta el infinito y más allá.
Y vive Dios que escrito está:
"Si doy mi palabra,
no se romperá."



Te la dedico por todos esos buenos ratos que me das... Porque tienes algo que te hace especial... Porque me encantan tus ojos... Y por mil motivos más que no sería capaz de citar en un espacio acotado. Mi vida, sin ti, es menos vida... Y eso sí que lo sé.

No hay comentarios:

Publicar un comentario